Declaración de Derechos de los/las Supervivientes de Familias Narcisistas/Disfuncionales

Todos/todas los/las supervivientes que provienen de familias narcisistas/disfuncionales, a medida que avanzan en un trabajo terapéutico de recuperación, se dan cuenta de que tienen derechos como seres humanos individuales.

En la infancia e  incluso como adultos, es más que posible que otras personas los/las hayan tratado como si tuvieran pocos o ningún derecho. Es posible que ellos/ellas mismos hayan llegado a creer que no tenían derechos. Y han podido estar viviendo la mayor parte de sus vidas de ese modo.

A medida que recuperamos y sanamos a nuestro Niño Interior/nuestra Niña Interior, podemos proclamar nuestra “Declaración de Derechos”. Esta “Declaración de Derechos” está basada en el capítulo 13 del libro “Sanando al Niño/la Niña Interior: Descubrimiento y Recuperación para Niños/Niñas Adultos de Familias Disfuncionales”, de Charles Whitfield.

En él explica que como facilitador de grupos de terapia, solicitó a los miembros de varios grupos que considerasen qué derechos tenían, que los escribiesen y los compartiesen con el grupo. La siguiente es una compilación de los derechos manifestados por los miembros de esos grupos.

Declaración de Derechos de los Niños/las Niñas Adultos de Familias Narcisistas/Disfuncionales

  1. Tengo muchas opciones en mi vida más allá de la mera supervivencia.
  2. Tengo el derecho de descubrir y conocer a mi Niño/Niña Interior.
  3. Tengo derecho a llorar porque no obtuve lo que necesitaba o lo que obtuve que no lo necesitaba o no lo quería.
  4. Tengo derecho a seguir mis propios valores y criterios.
  5. Tengo derecho a decir que no a algo cuando siento que no estoy preparado/preparada, no es seguro para mí o viola mis valores.
  6. Tengo derecho a la dignidad y al respeto.
  7. Tengo derecho a tomar decisiones.
  8. Tengo derecho a determinar y respetar mis propias prioridades.
  9. Tengo derecho a que mis necesidades y deseos sean respetados por otros/otras.
  10. Tengo el derecho de terminar las conversaciones con personas que me humillan o me hacen desprecios.
  11. Tengo el derecho a no ser responsable por del comportamiento, las acciones, los sentimientos o los problemas de los demás.
  12. Tengo el derecho a cometer errores y no tener que ser perfecta/perfecto.
  13. Tengo derecho a todos mis sentimientos.
  14. Tengo derecho a estar enfadada/enfadado con alguien a quien quiero.
  15. Tengo derecho a ser yo mismo/yo misma, sin sentir que no soy lo suficientemente buena/bueno.
  16. Tengo derecho a sentir miedo y a decir “Tengo miedo”.
  17. Tengo derecho a experimentar y después soltar el miedo, la culpa y la vergüenza.
  18. Tengo derecho a tomar decisiones basadas en mis sentimientos, mi juicio, mi percepción o cualquier otra razón que yo elija.
  19. Tengo derecho a cambiar de opinión en cualquier momento.
  20. Tengo derecho a ser feliz.
  21. Tengo derecho a mis necesidades personales de espacio y tiempo.
  22. Tengo derecho a relajarme y a ser juguetón/juguetona y frívolo/frívola.
  23. Tengo derecho a cambiar y a crecer en la vida.
  24. Tengo derecho a mejorar mis habilidades de comunicación para que los demás me entiendan.
  25. Tengo derecho a hacer amigos/amigas y a estar cómodo/cómoda con las personas.
  26. Tengo derecho a estar en un ambiente que no sea abusivo.
  27. Puedo ser más sana/sano mentalmente que las personas que me rodean.
  28. Puedo cuidar de mí misma/mismo, pase lo que pase.
  29. Tengo derecho a llorar por las pérdidas reales o las que sólo sean amenazas.
  30. Tengo el derecho de confiar en otras personas que se han ganado mi confianza.
  31. Tengo el derecho de perdonar a los demás y perdonarme a mí misma/mismo.
  32. Tengo el derecho de dar y recibir amor incondicional.

Te invito a que consideres cuántos de estos derechos ya tienes y los has hecho tuyos y cuántos quieres recuperar. Lo que yo creo que cada ser humano tiene todos y cada uno de estos derechos por el mero hecho de serlo y merece ejercitarlos y que se le respeten. A medida que nos transformamos, comenzamos a integrar nuestras transformaciones en nuestras vidas.  

¿Estás recuperando ahora alguno de esos derechos? ¡Deja un comentario!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s